Regeneración

Es la habilidad del cuerpo para curarse a sí mismo. A través del entrenamiento y la concentración el cuerpo puede aprender a sanar por sí solo cualquier herida salvo las más graves. Esta habilidad también mejora las curaciones recibidas y los puntos de vida máximos.

Dotes

  • Descansar (0). Detienes tu actividad y recuperas vida, energía y maná. No puedes descansar durante el combate.
  • Calma curativa (10). Incrementa el ritmo de recuperación de vida a costa de moverse más lento durante unos instantes.
  • Restaurar (20).Proporciona un brusco efecto curativo que se va atenuando.
  • Compartir vitalidad (55). Reduce tu regeneración en 50% y pierdes 3-5 PV/segundo durante 10 segundos, y otorga el 20-100% de la vida perdida al objetivo.
  • Transferir vida (55). Pierdes un 15% de tu vida máxima mientras curas al objetivo un 20-80% de la vida perdida. Conlleva un período de recuperación.
  • Restaurar vida (55). Pierdes el 50% de vida y tu regeneración por un rato, para resucitar al objetivo.